La llegada de la bicicleta. Los inicios del deporte en Yucatán – Capítulo 3

Te puede interesar

Odiado y Amado, Saúl “Canelo” Álvarez sujeto al racismo mexicano

Peleador amado y odiado al mismo tiempo, tiene miles de fanáticos, pero también tiene miles de detractores,...

«Con dinero baila el perro» |lo que no tiene Venados FC

En Mérida no hay el poder económico que existe en Mazatlán, por eso el fútbol de Primera...

¿Una locura?, Quizás, ¡ Pero muy mía! |La Mega Liga de Béisbol Mexicana

INCONMENSURABLE… Un término que parece el “más adecuado” ante todo lo que está viviendo el mundo entero…

En esta tercera entrega de Memoria Deportiva referente al deporte yucateco, conoceremos la introducción y uso de la bicicleta al Estado de Yucatán, así como el impacto que representó para la sociedad de la época tanto como medio de transporte como medio recreativo y de esparcimiento.

En la historiografía de la época, se muestra claramente el auge que adquirió este deporte, que tiene su origen hacia finales del siglo XIX, pero que mostró una gran actividad en los inicios del siglo XX.

(Foto) En Yucatán no existen muchos registros para ubicar exactamente el arribo de las primeras bicicletas, pero hemos de suponer que se dieron precisamente en la última década del siglo XIX.

En una nota publicada en la Revista de Mérida de 1900 se mencionó la llegada de este entretenimiento a nuestro país, y al mismo tiempo, se desarrolló una queja del autor por la debacle que se encuentra en Mérida:

“En el año de 1889 llegó a México la primera bicicleta comprada por el señor Enrique Martínez a quien la compró el señor Wyngent, en diciembre del mismo año. Estos dos fundaron el primer club de ciclistas en 1890… la sociedad se llamó “Veloce Club”… después del “Veloce” se fundó el “Ciclyst Man Club«. En Mérida parece que el sport va decayendo.” [1]

(Foto) La imagen ilustra el auge del ciclismo en México y los nacientes clubes ciclistas. En Mérida se construyó el primer velódromo en lo que hoy es la colonia Chuminópolis.

El autor, William Beezley, señala el fervor que tenía la bicicleta a su llegada a nuestro país, el andar en la bicicleta fue el “ingreso a la sociedad tecnológica”, como lo representaba también el ferrocarril, sólo que la bicicleta se centraba al nivel individual, favorecía el personalismo y centraba su interés en desarrollar físicamente a su dueño.[2]

De esta forma, se seguía con el impulso porfirista del “orden y el progreso”, puesto que como Beezley apuntó, “cuando un mexicano compraba una bicicleta, aprendía a manejarla, componerla, cambiarla, etc., aceptando de esta forma la tecnología, la producción masiva, el desgaste y otros valores que hacen a la vida moderna.” [3]

En Yucatán no existen muchos registros para ubicar exactamente el arribo de las primeras bicicletas, pero hemos de suponer que se dieron precisamente en la última década del siglo XIX, debido a que, en el año de 1900, existía un negocio que se encargaba de la reparación y de la venta de refacciones de bicicletas.[4]

(Foto) La bicicleta en Yucatán tuvo un gran impacto, pues representó para la sociedad de la época un medio de transporte, esparcimiento y motivo para practicar un deporte.

Por su parte, los autores Miranda y Ventura, destacaron que en el año de 1896 se formó el primer club ciclista del Estado, el cual organizó carreras de bicicletas, cuyo derrotero finalizaba hasta el puerto de Progreso, pasando por poblado de Itzimná. Fue tanto el auge de este deporte que, en el año de 1900 se construyó un velódromo, “en los terrenos de la finca rústica de San Pedro Chucuaxim (Terrenos de la actual Casa Cristiandad), conocido hoy día como Chuminópolis. El propietario de este recinto deportivo fue el señor José Domingo Sosa”.[5]

La bicicleta fue utilizada de diversas maneras, es decir, no todos los dueños de éstas las utilizaban para correrlas o para adornarlas, puesto que este se convirtió a principios de siglo en un transporte de primera necesidad en la vida del yucateco.

Aunque, no hay que hacer a un lado que en la primera década del siglo XX proliferaron los concursos de bicicletas adornadas sobre todo en el Paseo de Montejo, en los carnavales y cuando se desarrollaban las carreras de caballo casi siempre había competencias de bicicletas. Las carreras de bicicletas se dieron sobre todo en la ruta de Mérida- Progreso, bajo la organización en aquel entonces del sportman (deportista en la época) español y cronista deportivo de la época Juan Usó Muñoz [6].

Por: Edgar Alí García Canché, Licenciado en Historia y reportero deportivo (Texto e investigación) – Universo Deportivo / Diseño y Edición: Donato Alcocer. Una producción especial de Memoria Deportiva UD / Imágenes:Pedro Guerra – MXCity

Se parte de la historia deportiva en Yucatán, contáctanos y envíanos tu material histórico a este correo[email protected]


[1] “De Ciclismo”, La Revista de Mérida, 28 de Julio de 1900. Es escasa la bibliografía yucateca acerca del deporte, estos trabajos se reducen a dos aportaciones, la primera es una tesis doctoral, realizada por el Dr. Pedro Miranda Ojeda, quien en su trabajo sobre las diversiones públicas y privadas, le concede un espacio al tema del deporte, desde una perspectiva donde  las diversiones que se desarrollaban en el porfiriato estaban dentro de lo público o lo privado, para él, el ciclismo, las carreras de caballos, se encuentran en el ámbito privado, y  por el contrario, el béisbol se desarrolla en la esfera pública. La otra aportación es una tesis de licenciatura hecha por Margarita Ventura Dzib, ella centra su investigación en la transformación de las diversiones porfirianas, que tiene que ver con la adopción de los ideales modernos que se van extrayendo de Europa y que transforman las diversiones, como los deportes.  Miranda Ojeda, Pedro (2004). Diversiones Públicas y Privadas. Cambios y Permanencias Lúdicas en la Ciudad de Mérida, Yucatán, 1822-1910. Hannover: Verlag Fûr Ethnologie; Ventura Dzib, Socorro Margarita (2005). La Transformación del Ocio y el Tiempo Libre: las Diversiones Meridanas durante el Porfiriato. Tesis de Licenciatura en Ciencias Antropológicas en la especialidad de Historia, Mérida: Universidad Autónoma de Yucatán.

[2] “Ciclistas en las calles”, El Eco del Comercio, 23 de Mayo de 1900; Beezley, William (1987). “El estilo Porfiriano: deportes y diversiones de fin de siglo”, en Historia Mexicana, Fondo de Cultura Económica, Vol. XXXIII, Num. 2. Páginas, 230-231.

[3] Beezley, William. (1987). “El estilo Porfiriano: deportes y diversiones de fin de siglo”, en Historia Mexicana, Fondo de Cultura Económica, Vol. XXXIII, Num. 2. Páginas, 230-231.

[4] “Refacciones de Bicicletas Rambler”, La Revista de Mérida, 25 de Abril de 1900; “Bicicletas Herold”, La Revista de Mérida, 4 de Marzo de 1900; “Ernesto Martínez Hernández”, La Revista de Mérida, 7 de Septiembre de 1900.

[5] Miranda Ojeda, Pedro (2004). Diversiones Públicas y Privadas. Cambios y Permanencias Lúdicas en la Ciudad de Mérida, Yucatán, 1822-1910. Hannover: Verlag Fûr Ethnologie; Ventura Dzib, Socorro Margarita (2005). La Transformación del Ocio y el Tiempo Libre: las Diversiones Meridanas durante el Porfiriato. Tesis de Licenciatura en Ciencias Antropológicas en la especialidad de Historia, Mérida: Universidad Autónoma de Yucatán. José Domingo Sosa es padre de Francisco Sosa, fundador y colaborador de La Revista de Mérida.

[6] “Carreras de Caballos”, La Revista de Mérida, 26 de enero de 1903; Miranda Ojeda. 2004: 433; Usó Muñoz, Juan. “Las Carreras de Bicicletas del Domingo”, La Revista de Yucatán, 3 de octubre de 1912.

Últimas Noticias

Odiado y Amado, Saúl “Canelo” Álvarez sujeto al racismo mexicano

Peleador amado y odiado al mismo tiempo, tiene miles de fanáticos, pero también tiene miles de detractores,...

«Con dinero baila el perro» |lo que no tiene Venados FC

En Mérida no hay el poder económico que existe en Mazatlán, por eso el fútbol de Primera División si llegará a la...

¿Una locura?, Quizás, ¡ Pero muy mía! |La Mega Liga de Béisbol Mexicana

INCONMENSURABLE… Un término que parece el “más adecuado” ante todo lo que está viviendo el mundo entero… Un año...

Los primeros 8 equipos de béisbol en Yucatán | Los inicios del deporte en Yucatán – Capítulo 5

En la quinta entrega de Memoria Deportiva continuaremos con la historia de la llegada del “rey de los deportes” a Yucatán, donde...

Halconas de la UV campeonas nacionales en fútbol

Las Halconas de la Universidad Veracruzana (UV) conquistaron el título de la Universiada Nacional UADY 2019, al vencer 3-0 a las Potras...

Te puede interesar